domingo, 30 de octubre de 2016

AJOBLANC0.

Este plato pudo haber tenido su origen en la gastronomía romana, o, más probablemente en la gastronomía griega. Se disputan Aceuchal, Palomas y Puebla de la Reina la invención del ajoblanco, pero de lo que nadie duda es del origen humilde del plato.



Ingredientes:
150 grs de almendras crudas.
1 trozo de pan del día anterior.
1 taza de aceite de oliva.
2 dientes de ajo.
1 litro de agua.
½ copa de vinagre de Jerez.
Sal.
Uva moscatel.
Para los picatostes: pan cortado a dados y aceite de oliva.

Elaboración:
En una trituradora (thermomix) pasar los ajos, las almendras crudas y un poco de sal hasta que quede todo reducido a una pasta fina y uniforme.
Remojar el pan duro en agua, agregar a la pasta y trabajar hasta integrarlo bien.
A continuación añadir el aceite, el vinagre y el resto del agua, y volver a homogeneizar con la trituradora hasta que nos quede una textura fina. Rectificar de sal.
Poner a refrigerar en la nevara.
Mientras tanto hacer unos picatostes, con el pan cortado en daditos y frito en aceite hasta que queden bien tostados.
Servir frío, con unos picatostes por encima y acompañado de uvas del tiempo a nosotros nos gusta con uvas moscatel.


No hay comentarios:

Publicar un comentario en la entrada