domingo, 8 de mayo de 2016

M´HANCHA.

Es uno de los duces más tradicionales de marruecos, un dulce de almendras perfumado con agua de azahar, una manera perfecta para terminar un banquete en Marruecos.
Tradicionalmente se usa un  pasta fina llamada warka, pero se puede sustituir filo.

 Ingredientes:
500 grs. de almendras crudas.
125 grs. de azúcar.
250 grs. de mantequilla derretida. (200 grs. para hacer la masa y 50 para untar la pasta filo).
2 cucharadas grandes de agua de azahar.
2 cucharaditas de canela.
1 paquete de pasta filo o hojaldre.
Para decorar:
2 yemas de huevo.
150 grs. de almendras laminadas o semillas de sésamo.
150 grs. de miel.

Elaboración:
Escaldar las almendras en un cazo con agua hirviendo. Escurrirlas en agua fría y Pelarlas. Secarlas sobre un papel absorbente. Tostar las almendras en el horno precalentado a 180ºC 10 minutos. Triturarlas en la picadora dos veces, la primera vez solas y la segunda mezcladas con azúcar. Amasar bien la mezcla.
A continuación, añadir a la masa dos cucharaditas de canela, 200 grs. de mantequilla derretida y dos cucharadas de agua de azahar. Amasar hasta integrar todos los ingredientes.
Hacer con la masa de almendras bastoncitos como churros no muy gordos para extender sobre las masas.
Colocar dos hojas de pasta filo o extender el hojaldre, estirarlo un poco con un rodillo,
cortar en tiras rectangulares, poner una tira de masa en cada rectángulo, cerrarlos, doblar los bordes hacia dentro y sellarlos bien con mantequilla derretida. Los rectángulos de pasta filo no hace falta cortarlos, se coloca encima el relleno de la masa en forma de bastoncitos y se enrolla. Previamente untar dicha pasta filo con mantequilla derretida y sellar.
Una vez hechos los rollito se pueden redondear más rotándolos sobre el mármol.
Los  pintamos unos con clara de huevo y otros con miel precalentada.
Se cortan en porciones de 3 o 4 cm.
Los de huevo se pueden rebozar con almendra laminada y los de miel con sésamo.
Por ultimo hornear a 180 ºC 10 minutos hasta que estén ligeramente dorados.
Dejar reposar una noche. Se sirven a temperatura ambiente.



La receta nos la hizo  zohra en el taller cuina marroquina en el Centre Civic S. Jordi- Ribera Baixa del Prat de Llobregat.

No hay comentarios:

Publicar un comentario en la entrada